El Real Decreto-Ley 9/2011 incorpora una importante novedad en el ámbito del IVA ya que establece la aplicación temporal del tipo superreducido del 4% a las entregas de viviendas. El Real Decreto-Ley 9/2011, de 19 de agosto (RDL) incorpora una importante novedad en el ámbito del Impuesto sobre el Valor Añadido (IVA) ya que establece la aplicación del tipo superreducido del 4% -en lugar del 8% aplicable hasta la modificación- a las entregas de edificios o parte de los mismos aptos para su utilización como viviendas, incluidas las plazas de garaje, con un máximo de dos unidades, y anexos en ellos situados que se transmitan conjuntamente.

Ahora bien, el 4% sólo se aplicará desde el 20 de agosto de 2011 y hasta el 31 de diciembre de 2011, por lo que se trata de una medida de carácter temporal que se encamina a ofrecer una ventaja fiscal en el ámbito del IVA para las adquisiciones de viviendas que se realicen durante lo que resta de este año 2011.

A los efectos de poder aplicar este tipo superreducido del 4%, debe tenerse en cuenta que:

  • El RDL es parco en explicaciones, limitándose sólo a establecer la aplicación del 4% a las entregas de bienes a las que se refiere el número 7.º del apartado uno.1, del artículo 91 de la Ley 37/1992, de 28 de diciembre, del Impuesto sobre el Valor Añadido (en adelante, Ley del IVA). Por tal motivo, en las líneas siguientes intentaremos profundizar un poco más en el alcance de dicha modificación.
  • Debe tratarse de una vivienda nueva (primera transmisión), puesto que la segunda o ulteriores entregas están exentas del IVA (en los términos del art. 20.Uno.22 de la Ley del IVA) de manera que tributan por el Impuesto sobre Transmisiones Patrimoniales Onerosas.
  • Esta medida afecta exclusivamente al IVA, puesto que no se ha modificado el tipo impositivo en la modalidad de Transmisiones Patrimoniales Onerosas, el cual se mantiene en el 8% para Cataluña.
  • Debe entenderse que se aplica a todo tipo de viviendas, ya sea vivienda habitual o no.
  • También se aplica a las plazas de garaje, con un máximo de dos unidades, y anexos en ellos situados que se transmitan conjuntamente con la vivienda.
  • NO se aplica a locales de negocio.
  • Debe tratarse de entregas, no de arrendamientos u otras operaciones expresamente recogidas en el artículo 11 de la Ley del IVA “prestaciones de servicios” (cesiones del uso o disfrute de bienes, traspasos de locales de negocio, etc.).